welcome

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit aenean commodo

follow our awesomeness
volver al inicio

¿Has batallado por alcanzar el orgasmo? Quizá estés practicando una posición que no sea muy acorde a tu necesidad fisiológica o hayas caído en la monotonía. Aquí les muestro 7 posturas más convenientes para alcanzar un orgasmo según Cosmopolitanmx:

1. Arriba y encima
La posición de misionero jamás volverá a ser la misma. Mientras estás sobre tu espalda, coloca una almohada bajo tu ‘booty’ para elevar tus caderas y sube tus piernas hacia los hombros de tu pareja. Esto le dará un mejor acceso para una penetración profunda.


2. Abajo pero no fuera
Seguro ya has probado una posición de perrito antes. Sin embargo, para hacerla súper orgásmica necesitas modificarla un poco. Recuéstate sobre tu estomago elevando un poco las pompis para que tu galán pueda penetrarte. Tu pareja debe colocarse en una posición parecida a la de lagartija arriba de ti.

3. El wrap de piernas
Con todos los giros y flexiones, muchas veces el sexo se puede sentir más como una sesión de cardio en el gym que una buena manera para llegar al orgasmo. Es por eso que es súper importante dejar al menos una posición relajada para poder venirte. Mientras estás recostada sobre tu espalda, él debe recostarse de lado hacia ti. Desliza ambas piernas sobre sus caderas y muslos y gira un poco tu cadera para que él pueda penetrarte.


4. En la cima del mundo
Las posiciones donde la mujer se encuentra arriba son perfectas para llegar al orgasmo, ya que te permite controlar el ritmo y la profundidad de la penetración, pero mucho más importante, tienes acceso directo a tu clítoris. Colócate arriba y gira hasta que mires hacia sus pies, como en vaquera de reversa. Inclina tu espalda hacia atrás y posiciona tus piernas hacia enfrente junto con las de tu galán.


5. Mesa para dos
En algunos casos el simple cambio de escenario podría ser la clave. Para esta posición necesitan una mesa de cocina. Recuéstate sobre la mesa con tus pompis cerca de la orilla. Él debe penetrarte mientras se para entre tus piernas. Mientras él te toma por las caderas, tú poder estimular tu clítoris.


6. Siéntate y agarra
Haz que tu galán se siente y ponte arriba de él viéndolo a la cara. Puedes utilizar sus brazos y piernas para controlar la velocidad, el ángulo y la moción. En lugar de sólo moverte hacia arriba y hacia abajo, desliza tus caderas hacia delante y hacia atrás para rozar tu clítoris contra él.


7. Las cucharas
Recuéstate de lado con tu chico detrás de ti. En lugar de hacer el típico movimiento de sacarlo y meterlo, él debe permanecer dentro de ti. Ahí puedes practicar tus ejercicios de Kegel, mientras él te penetra más profundo y lentamente.

leave a comment